lunes, 4 de agosto de 2008

El último café


Tu voz gemía murmullos,
y mi canción se deslizaba en tus oídos.

4 comentarios:

Elisabet Cincotta dijo...

Hermoso poema, toda la sutileza en una instantánea de la despedida en ese café final.

besos
Elisabet

mercedes sáenz dijo...

Pedro esto es una belleza, una maravilla. Me gusta siempre como escribis, peo hay poemas que tienen algo tan especial cómo este. Te felicito!! Un abrazo amigo. Merci

Versos complicados dijo...

Pareciera el encanto de ese último cafçé nos envuelve a a quienes escribimos "cosas del corazon". Y tú Último café , no escapa de la melancolía y la hermosa tristeza del adiós de tus versos.

Un abrazo inmenso amigo querido.
Migdalia

Alicia dijo...

Hermoso todo, el poema, la lectura, tu voz. Un abrazo emocionado querido amigo.